Saltar a contenido
Información para: Medios Jóvenes Investigadores Sociedad Civil Empresas
 

ONU pide evitar escalada de provocaciones en reunión de urgencia del Consejo de Seguridad tras ensayo nuclear de Corea del Norte

El secretario general adjunto de la ONU para Asuntos Políticos, Jeffrey FeltmanSecretario general adjunto de la ONU para Asuntos Políticos, Jeffrey Feltman.jpg

(04 de septiembre de 2017) El Consejo de Seguridad se reunió hoy en urgencia tras ensayo nuclear realizado el último domingo por Corea del Norte. La ONU se mostró alarmada por "la peligrosa provocación" que socava los esfuerzos internaciones de no proliferación y desarme.

El secretario general adjunto de la ONU para Asuntos Políticos, Jeffrey Feltman, condenó este lunes la acción realizada por el régimen de La República Popular Democrática de Corea, que realizo el domingo 3 de septiembre la más potente de sus pruebas nucleares.

Expertos de la Organización del Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (OTPCE) han detectado un sísmico inusual en la zona del sitio utilizado en la Corea del Norte por sus pruebas nucleares anteriores, correspondiente a una arma cinco veces más poderosa que la que fue detonada sobre Hiroshima en Japón en 1945.

Feltman reiteró el llamado del Secretario General de la ONU, António Guterres, a los dirigentes norcoreanos de cesar las pruebas nucleares y acatar sus obligaciones internacionales en virtud de las resoluciones del Consejo de Seguridad.

El responsable de Asuntos Políticos llamó a la unidad del Consejo ya que el aumento de tensiones conlleva el riesgo de malentendidos y errores de cálculo.

"Los últimos acontecimientos requieren una respuesta amplia que sirva para romper el ciclo de provocaciones de Corea del Norte. La respuesta ha de incluir un tipo de diplomacia inteligente y audaz para ser efectiva", indicó.

Durante la reunión de urgencia del órgano de seguridad convocada hoy por Estados Unidos, Francia, el Reino Unido, Japón y Corea del Sur se evidenciaron diferencias para enfrentar los desafíos de Pyongyang.

La embajadora de Estados Unidos ante las Naciones Unidas, Nikki Haley, advirtió que se habían agotado las opciones diplomáticas, y que es hora de que el Consejo de Seguridad de la ONU imponga "las medidas más fuertes posibles" a Corea del Norte, cuyo leader, Kim Jong-Un, esta "mendigando para la guerra".

Otras naciones convocaron a la calma. Francia, Gran Bretaña y Japón pidieron la pronta adopción de una nueva resolución de sanciones, pero Rusia y China no especificaron si apoyarían estos.

El responsable de Asuntos Políticos de la ONU recordó aún la importancia de responder a las necesidades humanitarias de Corea del Norte más allá de la situación política.

El Consejo de Seguridad de la ONU ha impuesto siete series de sanciones a Corea del Norte desde que probó por primera vez un artefacto nuclear en 2006. La ONU advirtió varias veces que las sanciones impuestas a Corea del Norte afectan a las misiones de ayuda humanitaria en este país.