Saltar a contenido
Información para: Medios Jóvenes Investigadores Sociedad Civil Empresas
 

Primer ganador haitiano del Concurso de Arte Infantil del PMA

Foto cortesía de: WFP/Anne-Sophie Gerald

wfp18.JPG

(18 de julio de 2016).- "Mwen santim fyè", "Me siento orgulloso" dijo Emmanus en criollo haitiano con una sonrisa tímida.

Emmanus II Chery tiene 10 años, se acaba de graduar de cuarto grado y vive en Pestel, una pequeña comunidad ubicada en el departamento de Grand-Anse en Haití.

Es el primer niño de Haití que ha recibido un premio en el Concurso de Arte Infantil del PMA. Se siente muy orgulloso de representar a su país y ser reconocido por sus dibujos que retratan la importancia de la producción local.

Detrás de las montañas, hay montañas y un viaje de siete horas para conocer a Emmanus.

Emmanus asiste a la Escuela Nacional de Trou Bois, una pequeña escuela primaria con cerca de 330 alumnos, cuyo director resulta ser su padre.

Hay un proverbio haitiano utilizado para describir el país, "Deye mon gen mon", y dice que "Detrás de las montañas, hay montañas". Entendimos lo que quería decir este proverbio tras siete horas de viaje, desde Puerto Príncipe a la escuela de Emmanus, mareándonos por carreteras montañosas.

Finalmente, después de haber manejado a través de cuatro departamentos con impresionantes vistas a las montañas a lo largo del camino, pudimos conocer a nuestro ganador en su pequeña escuela en la cima de un cerro.

A nuestra llegada fuimos recibidos por Emmanus y sus padres con una pequeña ceremonia dirigida hacia nosotros en presencia de un socio cooperante local del PMA, ODRG, y un representante de PNCS, el Programa Nacional de Alimentación Escolar del gobierno haitiano.

Emmanus recibió un certificado junto con 100 dólares, y la escuela recibió 200 dólares con el fin de comprar útiles escolares para el próximo año académico.

Tanto Emmanus Chery, el padre de nuestro ganador y el director de la escuela, como Sophonie Dorvil, la madre del ganador, están muy comprometidos con la escuela y felicitaron el trabajo de su hijo con orgullo.

Emmanus viene de una familia de cuatro hijos y sueña con ser artista y estudiar agronomía. Comenta que la región de Pestel es conocida por su producción de banano y él se ve trabajando en la agricultura local en el futuro. Cuando le preguntamos que prefería aprender, no pudo escoger solo una materia, al igual que disfruta ir a la escuela y aprender tanto como pueda de cualquier tema.

Preguntas y respuestas con la familia:

Para el padre: ¿Que hará con el dinero que ha recibido la escuela?

A: He sido el director de la escuela por más de 30 años. Actualmente, mi esposa y yo, estamos ofreciendo nuestra propia casa para la preparación de las comidas escolares ya que es difícil preparar todas las cantidades necesarias en nuestra pequeña escuela. El dinero será usado para construir un espacio donde las comidas escolares puedan ser preparadas más cerca de los salones de clase.

Para Emmanus: ¿Puedes explicarnos tu dibujo? ¿Qué pensabas exactamente cuándo te pidieron que crearas un dibujo que representara el Hambre Cero?

A: Estos son mis abuelos. Son agricultores y están parados junto a una canasta de frutas y verduras frescas. Dibujé maíz, bananos, sandías, aguacates y cañas de azúcar porque representan los alimentos que se pueden encontrar cerca de mi hogar, todos crecen aquí en Haití.

Para la madre: ¿Que tan comprometida está usted con la escuela de su hijo?

A: Soy miembro del comité de padres de familia y también ayudo en la preparación de las comidas. Todas las mañanas me levanto a las 4 de la mañana para hervir el arroz y los guisantes para que los estudiantes puedan comer su almuerzo caliente a las 10 de la mañana.

Estoy muy agradecida que podamos proveer estas comidas ya que muchas familias en la comunidad están mal económicamente, hasta contribuir con una pequeña donación para ayudar a la escuela es muy difícil para ellos. Es esencial que todos los niños reciban su comida.

Con información de: Programa Mundial de Alimentos