Saltar a contenido
Información para: Medios Jóvenes Investigadores Sociedad Civil Empresas
 

La inseguridad y la escasez de recursos en Yemen dificultan el reparto de asistencia humanitaria

Yemen 90915.jpg

(09 de junio de 2015).- En las últimas 48 horas, muchas familias han abandonado sus hogares en Sana'a, la capital de Yemen, debido a los continuos ataques aéreos y la violencia, informaron hoy aliados humanitarios de Naciones Unidas que se encuentran sobre el terreno. Aun así, las cifras de los desplazamientos no han podido ser verificadas.

En conferencia de prensa en Nueva York, el portavoz de Naciones Unidas, Stéphane Dujarric, informó que a lo largo de la semana, han llegado dos buques al Puerto de Hudaydah para apoyar las operaciones humanitarias en el país. Entre otros, cargaban 7.000 toneladas de alimentos y 450 toneladas de otros suministros básicos. Además, se entregaron unas 43.000 toneladas de combustible.

Dujarric ofreció una actualización sobre las dificultades que están experimentando las organizaciones humanitarias para distribuir la ayuda.

"El puerto de Hudaydah está cada vez más congestionado, según nuestros aliados, con largas demoras debido a la falta de mano de obra, combustible y telecomunicaciones. Ahora mismo hay al menos seis buques que esperan poder atracar y descargar sus provisiones", dijo el portavoz.

Estas demoras suponen un grave riesgo para los bienes perecederos a bordo de los barcos. Además, la distribución más allá del puerto sigue siendo complicada debido a la inseguridad y las restricciones al movimiento, aseguró la ONU.