Saltar a contenido
Información para: Medios Jóvenes Investigadores Sociedad Civil Empresas
 

Alto Comisionado condena asesinatos en la República Democrática del Congo

Foto: MONUSCO
12-21-2016DemocraticCongo.jpg
(23 de diciembre de 2016).- Al menos 40 civiles han sido asesinados por las fuerzas de seguridad en la República Democrática del Congo en una semana. Las muertes han ocurrido durante protestas en contra del presidente Joseph Kabila, quien debió haber abandonado el poder el lunes pasado.

"Los reportes son preocupantes e indican la inestabilidad creciente del país" declaró hoy en un comunicado el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos Zeid Ra'ad Al Hussein.
Además, 107 personas han sido heridas y se han registrado al menos 460 arrestos en las ciudades de Kinshasa, Lumbumbashi, Boma y Matadi.

"La policía y las fuerzas de seguridad pasan por alto la necesidad de actuar con cautela durante las protestas. Quienes ejercen la ley nunca deberían hacer uso de armas de fuego a menos que alguien represente una amenaza inminente u otras medidas hayan sido insuficientes", afirmó Liz Throsell, la portavoz de la Oficina del Alto Comisionado.

Zeid también demostró preocupación por la falta de un proceso de justicia para hallar a los responsables de las muertes de 54 personas en Kinshasa en otra manifestación contra el presidente Kabila en septiembre pasado.

"Estamos viendo nuevamente asesinatos durante protestas, precisamente porque nadie está siendo investigado, la impunidad continúa. Oficiales están abriendo fuego deliberadamente y más personas están muriendo. Es necesario que se investiguen estas violaciones de derechos humanos", recalcó la portavoz.

Mientras tanto, el gobierno y los líderes políticos, mediados por la Conferencia Episcopal congoleña, llegaron a un acuerdo según el cual el presidente Joseph Kabila permanecerá en la cabeza del gobierno hasta la celebración de las elecciones del 2018.

Con información del Centro de Noticias de la ONU