Saltar a contenido
Información para: Medios Jóvenes Investigadores Sociedad Civil Empresas
 

PNUD demuestra su liderazgo continuo en la neutralidad climática

Foto: ONU Timor Leste
UNDP Clima.JPG
(16 de diciembre de 2016).- Un año después de que la comunidad internacional se reuniera en París para adoptar el histórico acuerdo climático, comprometiendo a todas las naciones a limitar sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), el PNUD continúa demostrando su liderazgo en la lucha contra el cambio climático y mantiene una neutralidad climática en sus operaciones mundiales por segundo año.

"El cambio climático es la mayor amenaza para las futuras generaciones y compromete seriamente el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible" menciona Helen Clark, Administradora del PNUD. "Como una de las organizaciones líderes en la lucha contra este problema, el PNUD demuestra su compromiso de mantener operaciones recurso-eficientes, sostenibles y responsables al minimizar su propio impacto ambiental y manteniendo una neutralidad climática"

La neutralidad climática es el proceso de medir, reducir y compensar las emisiones GEI. Organizaciones como el PNUD miden sus emisiones, implementan acciones para reducirlas, y, cuando estas no pueden evitarse, compra créditos que financian proyectos de mitigación del cambio climático.

En concreto: Cada año, el PNUD realiza un inventario mundial de las emisiones GEI vinculadas a las operaciones de sus sedes base, regionales y nacionales (En 2015, esta fue de 68,391 toneladas métricas). A continuación, se implementan medidas para reducir estas emisiones, como el cambio hacia métodos más eficientes de iluminación, transporte y equipos de información, así como implementando infraestructura verde. A la fecha, más de 20 oficinas del PNUD ya cuentan con o están en el proceso de instalación de sistemas fotovoltaicos de energía.

Aunque su objetivo a corto y largo plazo es reducir emisiones, algunas fuentes no pueden evitarse fácilmente, como los viajes aéreos o la calefacción de los edificios. Para contrarrestar esto, el PNUD compra Reducciones Certificadas de Emisiones (CER, por sus siglas en inglés) del Fondo para la Adaptación establecido dentro del Protocolo de Kyoto. Las CER son una especie de crédito de carbono emitidas por el Mecanismo de Desarrollo Limpio (CDM, por sus siglas en inglés) que registran la reducción de emisiones lograda y verificada cuantitativamente según las reglas del Protocolo de Kyoto. El Fondo de Adaptación utiliza el dinero recaudado a través de la venta de CER para financiar proyectos que promuevan el desarrollo económico resiliente al clima y los medios de vida sostenibles en algunas de las comunidades más pobres del mundo.

Acuerdo de París

El Acuerdo de París, que compromete a las naciones a limitar el aumento de las temperaturas globales por debajo de los 2 C - e idealmente por debajo de los 1.5 C - fue adoptado en la Conferencia Climática de París en diciembre de 2015. Desde entonces, el acuerdo ha sido firmado y ratificado, y entró en vigencia el 4 de noviembre de 2016. El PNUD es uno de los mayores implementadores de proyectos climáticos en el terreno y brinda soporte a los país para cumplir con sus ambiciosos compromisos de adaptación y mitigación, lo que incluye el diseño de sus Contribuciones Nacionalmente Determinadas (NDC, por sus siglas en inglés). El trabajo del PNUD se realiza en alianza con el Fondo Global para el Medio Ambiente, el Fondo Verde para el Clima , el Fondo para la Adaptación, y diversos socios multilaterales y bilaterales.