Saltar a contenido
Información para: Medios Jóvenes Investigadores Sociedad Civil Empresas
 

Ecuador embarcado en el proceso de reconstrucción al cumplirse seis meses del terremoto

Foto: UNDAC/Manabí
05-06-2016QuakEcuador.jpg
(16 de octubre de 2016).- El 16 de abril de 2016, un terremoto de casi 8 grados en la escala de Richter sacudió la costa norte de Ecuador.

El sismo tomó desprevenida a la población de las provincias de Manabí y Esmeraldas que nunca antes habían vivido un fenómeno de ese tipo.

A medida que los afectados se recuperaban de la tragedia los daños se hacían más aparentes.

La catástrofe dejó cerca de 700 muertos y una ola de destrucción. También arrasó con 35.000 viviendas y perjudicó directamente a 250.000 personas.

Fue el terremoto más devastador de América Latina y el Caribe en los últimos años, después del que azotó a Haití en 2010.

Diego Zorrilla, coordinador residente del Sistema de la ONU en Ecuador hace una evaluación del progreso a seis meses de ese sismo.

Diego Zorrilla: "En la actualidad quedan unas 15.000 personas en refugios de albergues temporales, mientras que decenas de miles más siguen desplazadas de sus hogares porque el proceso de reconstrucción es evidentemente un proceso lento"·

"La reconstrucción ha empezado ya al mes y medio después del terremoto. Pero evidentemente en la medida que esta es una emergencia caracterizada por la pérdida de viviendas la reconstrucción que va a tomar todavía varios meses".

Centro de noticias: ¿Qué lecciones se han aprendido en el país después de esta catástrofe, especialmente en términos de reconstruir de nuevo y para mejor?

Diego Zorrilla: "Hay una gran toma de conciencia tanto por parte del gobierno nacional como por parte de los gobiernos locales de que los procesos de reconstrucción tienen que ser hechos sobre, primero, un análisis de las vulnerabilidades del territorio, segundo, una planificación para la mitigación. Uno de los importantes elementos para la mitigación es la adhesión a normas estrictas para la construcción".

"Estamos precisamente en un proceso de dar a conocer esa norma y de asegurar que tanto los ingenieros, arquitectos, como incluso los maestros de obra se hayan familiarizado con los estándares requeridos por la norma".

La Conferencia de Naciones Unidas sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible que coincidentemente se celebra en Quito, Ecuador, busca abordar los problemas asociados con las ciudades.

Los participantes adoptarán una Nueva Agenda Urbana que definirá líneas de acción orientadas al diseño, la planificación y la administración de las ciudades. A su vez, ese documento busca abordar los desafíos más urgentes, como los asociados al desproporcionado impacto de los fenómenos naturales.

Con información del Centro de Noticias de la ONU