regresar
 

México cuenta con 32 sitios inscritos en la Lista de Patrimonio Mundial. Es el país con más sitios de patrimonio mundial en toda Latinoamérica

En 1959, una treintena de países respondieron a la solicitud del Gobierno egipcio para aventurarse en el rescate del templo de Abu Simbel, ante la inminente construcción de la presa de Asuán. Ante ello la UNESCO decidió lanzar una campaña mundial para su protección, a fin de trasladar los monumentos. El éxito de la campaña demostró la importancia de la cooperación internacional entre las naciones para la conservación de los sitios culturales. A partir de entonces empezó a gestarse en la UNESCO la elaboración de un proyecto de convención para proteger el patrimonio mundial.

La Convención del Patrimonio Mundial

Después de varios años de trabajo y negociaciones la Conferencia General de la UNESCO aprobó el 16 de noviembre de 1972 la Convención sobre la protección del Patrimonio Mundial, cultural y natural ratificada por 187 Estados Partes. La Convención de Patrimonio Mundial define el tipo de sitios naturales o culturales que pueden ser considerados para su inscripción en la Lista del Patrimonio Mundial. La característica más importante de la Convención es que se une en un solo documento los conceptos de conservación de la naturaleza y la preservación de los bienes culturales. Al firmar la Convención, cada país se compromete a conservar no sólo los sitios del patrimonio mundial situados en su territorio, sino también a proteger su patrimonio nacional. Se alienta a los Estados Partes a integrar la protección del patrimonio cultural y natural en los programas de planificación regional, establecer el personal y los servicios en sus sitios, realizar investigaciones científicas y técnicas de conservación y adoptar las medidas para que ese patrimonio tenga una función en la vida cotidiana de la comunidad.

El patrimonio mundial en México

México cuenta con 32 sitios inscritos en la Lista de Patrimonio Mundial. Es el país con más sitios de patrimonio mundial en toda Latinoamérica. En la categoría de patrimonio cultural, México cuenta con 27 sitios inscritos y 5 sitios en la categoría de patrimonio natural. Asimismo figuran 34 sitios en la lista tentativa a ser considerados para su inscripción en la Lista del Patrimonio Mundial.

El Pinacate y el Gran Desierto de Altar

Las 714.566 hectáreas de este sitio abarcan dos partes distintas: al este, el escudo del volcán inactivo El Pinacate, formado por pavimentos desérticos y corrientes de lavas negras y rojas; y al oeste, el Gran Desierto de Altar con sus dunas vivas de formas variadas que llegan a alcanzar una altura 200 metros. El paisaje del sitio ofrece un espectacular contraste entre las formaciones de dunas lineales, parabólicas y estrelladas, y una serie de macizos graníticos de hasta 650 metros de altura que emergen como islas del mar de arena circundante.

El desierto de Altar alberga además una gran diversidad de plantas y especies animales silvestres, entre las que figuran algunos especímenes de peces de agua dulce y el berrendo mexicano, una especie endémica de antílope que se cría solamente en el noroeste de Sonora y el sudoeste de Arizona (Estados Unidos). En total, alberga más de mil especies de flora y fauna, por lo que es considerado el desierto más biodiverso del mundo.

La presencia de diez cráteres profundos de dimensiones gigantescas y de forma circular casi perfecta, formados al parecer por una sucesión de erupciones y derrumbamientos, realza la espectacular belleza de este sitio, que ofrece un enorme interés científico debido a la combinación de todas esas características excepcionales. Además, hay que recordar que este sitio pertenece también a la Red Mundial de Reservas de Biosfera de la UNESCO.