regresar
 

A partir de abril de 2013, en un plazo de mil días se cumplirá la fecha prevista para lograr los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

  • Tenemos mil días para alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Ahora es el momento de terminar el trabajo, acelerando los progresos. Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon.

Los Objetivos de Desarrollo del Milenio han demostrado que los objetivos de desarrollo mundial focalizados pueden marcar una profunda diferencia. Pueden movilizar, unir y motivar. Pueden impulsar la innovación y cambiar el mundo.

La erradicación de la pobreza extrema sigue siendo uno de los principales desafíos de nuestro tiempo y es una de las principales preocupaciones de la comunidad internacional. Para poner fin a este flagelo se necesitarán los esfuerzos combinados de todos, los gobiernos, las organizaciones de la sociedad civil y el sector privado, en el contexto de una alianza mundial para el desarrollo más fuerte y más eficaz. En los Objetivos de Desarrollo del Milenio se fijaron metas con plazos determinados, mediante las cuales se pueden medir los progresos en lo tocante a la reducción de la pobreza económica, el hambre, la enfermedad, la falta de vivienda adecuada y la exclusión ,al paso que se promueven la igualdad entre los sexos, la salud, la educación y la sostenibilidad ambiental. Dichos objetivos también encarnan derechos humanos básicos, los derechos de cada una de las personas existentes en el planeta a la salud, la educación, la vivienda y la seguridad. Los Objetivos de Desarrollo del Milenio son ambiciosos pero realizables y, junto con el programa integral de las Naciones Unidas para el desarrollo, marcan el rumbo para los esfuerzos del mundo por aliviar la pobreza extrema para 2015. Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon.

Los Objetivos de Desarrollo del Milenio están marcando una auténtica diferencia en la vida de la gente. Con un buen liderazgo y la obligación de rendir cuentas, estos progresos pueden ampliarse a la mayoría de los países del mundo en la fecha tope de 2015. Después de 2015, se seguirán actualizando los esfuerzos para alcanzar un mundo de prosperidad, equidad, libertad, dignidad y paz. La ONU trabaja con los gobiernos del mundo, la sociedad civil, y otros socios afín de consolidar el ímpetu generado por los Objetivos de Desarrollo del Milenio con un nuevo y ambicioso programa de desarrollo.