regresar
boletin onu

Sólo si trabajamos juntos podremos lograr un mundo libre de armas químicas

533376-bankimoon.jpg

El Día de Conmemoración de Todas las Víctimas de la Guerra Química es una ocasión para reflexionar sobre las terribles consecuencias de estas armas y rendir homenaje a sus víctimas. También es una oportunidad para hacer un balance de nuestros esfuerzos para trazar un derrotero hacia un mundo libre de la amenaza de las armas químicas.

Lamentablemente, en lugar de haber sido relegadas a los anales de la historia, las armas químicas se han vuelto a utilizar como instrumento de guerra. Hemos sido testigos de nuevas denuncias sobre su empleo y hemos visto dolorosas pruebas recientes del sufrimiento que causan a sus víctimas. Esto no puede ni debe convertirse en la nueva norma. Hemos llegado demasiado lejos para retroceder.

En el último año, dos nuevos Estados partes se han adherido a la Convención sobre las Armas Químicas, con lo que el total asciende a 192. La destrucción de los agentes de guerra química declarados del mundo ha aumentado al 90%. Las Naciones Unidas han creado un Mecanismo Conjunto de Investigación con la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas con el fin de ayudar a asegurar que los responsables de la utilización de armas químicas en la República Árabe Siria rindan cuentas de sus actos.

En este Día de Conmemoración, renovemos nuestros esfuerzos para librar al mundo de estas armas y de todas las otras armas de destrucción en masa. Sólo si trabajamos juntos podremos lograr un mundo libre de armas químicas.

Mensaje del Secretario General, con motivo del Día de Conmemoración de Todas las Víctimas de la Guerra Química